El juego de la felicidad

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El juego de la felicidad

Mensaje por Instituto INKAL el Mar 14 Abr 2009 - 17:00

"En Occidente, uno de los psicólogos más profundos del Siglo fue Abraham Maslow. Toda su vida trabajó sobre el fenómeno de la experiencia límite. Dedicó toda su vida al fenómeno de ciertas experiencias que llamaba experiencias límite, últimas, finales: la iluminación de Buda, o el inconsciente iluminado de Ramakishna, o el éxtasis de Meera, Bohme, EcKhart; el punto máximo, lo más alto que pueda sucederle a la conciencia humana. Tratando de experimentar con este fenómeno, Maslow tomó conciencia de que había dos clases de personas: llamó a una culminantes, y a las otras, no culminantes. Los culminantes son los que están preparados, abiertos y receptivos; los no culminantes son los que están convencidos de que no hay experiencia límite posible. Entre los no culminantes, incluye a los científicos, a los racionalistas, a los materialistas, a los hombres de negocios, a los políticos: personas de tipo PRAGMÁTICO, para quienes el fin carece de significación; se orientan a los medios. Estas personas crean paredes a su alrededor y, a causa de ellas, no pueden vivir experiencias de éxtasis.
Hay personas culminantes... Los poetas, los bailarines, los músicos, los locos, los aventureros no pragmáticos: ellos son culminantes. No molestan, no discuten con sus mentes: simplemente dejan que las cosas pasen. Y entonces, aun en la vida cotidiana, experimentan a veces ciertas situaciones límites.
Supe de un psicoanalista que de estaba psicoanalizando con otro analista. El primero, el que estaba analizando, se fue de vacasiones. Desde su lugar de vacasiones, le envió a su analista un telegrama diciendo: "me siento muy contento, porqué?".
Este tipo de gente no puede ni siquiera aceptar la felicidad. Pregunta porqué, por qué se siente feliz, suponiendo que algo debe estar mal. Tienen la concepción de que no es posible la felicidad.
El gran psicoanalista Freud afirma que la felicidad no es accesible a los seres humanos. Dice que la misma estructura de la mente humana es tal que imposibilita la felicidad; cuanto mucho, puedes sufrir una desdicha tolerable. Si ésta es la actitud (y Freud se había convencido de esto, había fortalecido su ponto de vista con muchos argumentos), si éste es el concepto, la noción, la idea (que la felicidad es imposible), estás cerrado. Entonces, la dicha no te será accesible a tí. Y, cuando no te resulte accesible, el concepto original se ve fortalecido, demostrando que tenías razón. Entonces, hay menos posibilidades aun de ser feliz. Así, tu idea original se refuerza más aún, y hay menos posibilidades de dicha, Finalmente, llegará un momento en el cual afirmarás que la infelicidad es la única posibilidad.
¿Cómo debe estructurar su mente para estar abierta? Menos razón y mas confianza; menos practicidad y más aventura; menos prosa y más poesía. Sé ilógico; de lo contrario la felicidad nunca te llegará.

Fuente: Osho, Mi camino: El camino de las nubes blancas.

_________________
Instituto de investigaciones Cosmobiológicas del Perú INKAL - www.cosmobiologiainkal.com

Instituto INKAL
Admin

Mensajes : 32
Fecha de inscripción : 14/10/2008
Localización : Arequipa-Perú

http://www.cosmobiologiainkal.org

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.